lunes, 3 de mayo de 2010

¡Ascenso en el año del centenario!


Cuando cambié el diseño del blog (ese cambio que nunca he terminado), una de las cosas que quería hacer era integrar en él dos pequeños escudos (que ya tenía hechos): uno del Sporting y otro del F.C. St. Pauli <-linkazo
St. Pauli es el barrio portuario de Hamburgo, el lugar de la ciudad donde se juntan los bares con sus borrachos, los prostíbulos con sus... borrachos también, los más tirados del lugar y todo lo que viene llamándose, en argot de moda ultimamente, el "quinquerío". 


El F.C. St. Pauli responde al barrio que representa siendo un club de culto en Alemania, más por su filosofía fuera del campo que dentro del mismo: salta al terreno mientras por megafonía suena el "Hells Bells" de AC/DC, su segundo símbolo oficial, tras el escudo histórico del club, es una bandera pirata con su calavera incluida, fue el primer club alemán en declararse oficialmente antifascista en los ochenta y es el máximo exponente mundial de esa corriente de "odio al fútbol moderno" (el fútbol como una industria del espectáculo).


Sí, el F.C. St. Pauli ha recogido toda esa imagen y ha elaborado un producto atractivo y listo para la venta, con una imagen agresiva, "alternativa", muy cuidada (no he visto una web ni una tienda<-linkazo de una SAD de fútbol español tan bien hecha ni tan bien dirigida a su público potencial como la de este club, teniendo estos muchos más recursos) y, para acabar de redondearlo, ha conseguido unos resultados deportivos espectaculares que lo han llevado de la Nord Regionalliga (3ª) , categoría a la que descendió desde la primera división con unos problemas económicos de los que sólo su numerosa afición fue capaz de sacarle, a la 1.Bundesliga en apenas tres años. Ningún experto en marketing hubiera podido soñar con mejor momento para ello: el 2010 es el año en que el club celebra su centenario.


Una temporada repleta de goleadas que acaban con el equipo en la segunda plaza, por debajo del F.C. Kaiserslautern (un histórico) y por encima del Augsburg.


Si nos pusiéramos serios, se podría decir que su imagen "underground" ha sido llevada al extremo como mera estrategia de marketing, y que al final no se trata nada más que de un producto en venta, como cualquier otro. Pero he de reconocer que, puestos a comprar, este producto me gusta más que la mayoría, y tampoco está mal tener un equipo favorito en la Bundesliga. Así que, tal y como pensaba escribir por aquí de vez en cuando esta temporada, y como ellos mismos dicen:

¡Viva St. Pauli!
(en castellano en el original)

2 comentarios:

Sonia dijo...

¡Viva!

antonio alfaro sánchez dijo...

i love you too, un abrazo san paulista.